Comunicación

ESCAPAR DEL ABURRIMIENTO


Clase de ESCAPE ROOM

Salta la alarma, falla el circuito eléctrico, el caos lo envuelve todo; chillidos al final del pasillo… Un escape químico de compuestos altamente peligrosos recorre con su nube tóxica cada uno de los rincones del turbio correccional, ahora sumido en la oscuridad. Los trabajadores del complejo, un centro de internamiento para personas trastornadas, yacen por el suelo gravemente afectados o deambulan de un lado a otro con las facultades mentales y físicas alteradas. Sin nadie más en la ciudad, un grupo de estudiantes decide acceder al lugar, alarmados por las llamadas de auxilio de los pocos sanitarios que aún conservan la consciencia…

No es el pasaje del terror ni la escena de alguna conocida serie de suspense gestada para subir la audiencia de los populares canales de pago tan de moda en estos días. Se trata del Colegio El Pinar, convertido por unas horas y a propósito del puente de Todos los Santos –Halloween– en un formidable y terrorífico ‘escape room’ ideado y gestado por los jóvenes y equipo docente de TAFAD como práctica de clase con el objetivo de trabajar los contenidos de una de las unidades temáticas del currículo del ciclo.

Dirigido a sus compañeros de FP, Secundaria y Bachillerato, este juego lúdico-didáctico que consiste en el planteamiento de un reto a los participantes y que estimula el trabajo en equipo, la lógica y la acción cooperativa; ha permitido a los alumnos del Grado Superior de TÉCNICO EN ANIMACIÓN DE ACTIVIDADES FÍSICAS Y DEPORTIVAS llevar al terreno de la acción real las competencias clave establecidas por la normativa para la asignatura de ‘Juegos y Actividades Físico-recreativas y de Animación Turística’

En un alarde de creatividad e imaginación y después de muchas horas de estudio, entreno y preparación de materiales, los estudiantes de TAFAD desplegaron todos sus recursos para crear una impresionante puesta en escena, con decoración, disfraces, música y desarrollo de pautas de juego, en el que sus compañeros tuvieron que ‘sudar’ la camiseta para dar con las claves que llevaban a la resolución del problema planteado y que consistían en buscar, a través de pistas, el compuesto químico con el curar a los trabajadores infectados. Los propios jóvenes se metieron en el papel de actores y dieron vida a los personajes del correccional de una manera más que singular.

Según los miembros del equipo docente de la especialidad, “ha sido una gran experiencia dónde los alumnos de Ciclos Formativos tuvieron que aprender a realizar una actividad para diferentes perfiles y edades, adaptándola a varios niveles y grado de madurez para que todos los participantes pudieran divertirse a la vez que trabajar en una dinámica de acción cooperativa”… Aquí os dejamos con algunos de los mejores momentos de la jornada:

ESCAPAR DEL ABURRIMIENTO