Nuestro cole

La innovación Robótica de El Pinar; un proyecto de excelencia para TVE

 El concepto de Robótica curricular del profesor de El Pinar Ignacio Arias; uno de los proyectos docentes más innovadores de España

 La Fundación Telefónica incluye a Arias en el grupo de los 32 profesores más vanguardistas del país. Esta treintena de profesionales han sido elegidos para formar parte de un programa de TVE sobre las prácticas que sentarán las bases del futuro de la innovación didáctica en España

El trabajo de este especialista y Licenciado en Bellas Artes ha llevado al colegio El Pinar a convertirse en el primer centro andaluz en implantar la construcción y programación robótica en la enseñanza de asignaturas como ‘Science’, Física, Matemáticas, Tecnología o Plástica

 

La robótica hace mucho tiempo que dejó de ser un juego de niños para convertirse en una de las herramientas más potentes al servicio de la didáctica. El profesor del colegio El Pinar Ignacio Arias la ha elevado al nivel de materia curricular dentro del plan académico del centro en el que imparte sus clases; una iniciativa de vanguardia docente que le ha servido de pasaporte para que la Fundación Telefónica le incluya en el selecto grupo de los 32 profesores más innovadores de la Educación Española. Con esta treintena de docentes, TVE grabará el programa ‘Poder Canijo’. Se trata de un proyecto televisivo de entretenimiento, dirigido a toda la familia, que incluye contenidos sobre innovación educativa, ciencia y tecnología, que será emitido en la cadena pública estatal a partir de septiembre.

Arias, que recientemente participó como ponente en el prestigioso Congreso Internacional de Innovación y Tecnología Educativa en Educación Infantil organizado por la Universidad de Sevilla, ha sido seleccionado en un proceso nacional organizado en torno a cuatro grandes casting desarrollados en las principales capitales españolas y al que han concurrido más de 1.000 profesionales de todas las comunidades autónomas.

La base que ha determinado los criterios de valoración ha partido de “proyectos dirigidos a toda la comunidad educativa, que buscan ayudar a la formación de los docentes en la apropiación de las tecnologías digitales; a la formación de niños y jóvenes en habilidades personales y competencias STEM; y al fomento de la innovación en los centros educativos”.

Según los promotores de la iniciativa “el programa quiere ser un escaparate de las metodologías más innovadoras de docentes en activo, de Primaria y Secundaria, de toda España. Los profesionales explicarán cómo abordan, en su día a día, maneras eficaces de despertar la inquietud de sus alumnos en las diferentes materias. Será una buena muestra del esfuerzo de muchos profesores por reinventarse, con mucho sacrificio, por sus alumnos”.

 

LA ROBÓTICA, UNA ASIGNATURA CURRICULAR EN EL PINAR

Avalada por todo tipo de investigaciones en pedagogía aplicada, así como por la experiencia contrastada en el aula de profesionales de los países más punteros en desempeño educativo, la Robótica ha pasado a engrosar de manera creciente la oferta extraescolar de muchos de los centros de la geografía nacional. Sin embargo, aún son pocas las instituciones académicas que se han decidido a apostar de manera decidida por una disciplina que lleva camino de revolucionar el concepto tradicional de enseñanza. En este sentido, el colegio El Pinar ha dado este año un gran paso hacia la Innovación Educativa al entrar en el reducido grupo de centros españoles que integra la robótica en su plan curricular como herramienta didáctica para el aprendizaje de las asignaturas de Ciencias.

Con este enfoque, las lecciones de Física, Matemáticas, Tecnología, ‘Science’ e incluso Plástica incorporan en su práctica de clase ejercicios de construcción robótica de distintas complejidad con los que los alumnos de Primaria, Secundaria y Bachillerato avanzan en el dominio de las competencias básicas preceptivas, explotando hasta el límite de lo posible el concepto de ‘aprender haciendo’.

Esta singular visión de la realidad del aula entronca directamente con estudios psico-cognitivos sobre las pautas de adquisición del conocimiento humano. Según la pirámide de DALE, recordamos el 10% de lo que leemos, el 20% de lo que oímos, el 70% de lo que repetimos y el 90% de lo que construimos.

El trabajo con proyectos específicos dentro del currículo de las citadas materias plantea retos que los alumnos superan en equipo, a la vez que se introduce el ERROR como parte activa del aprendizaje.

El objetivo es que niños y jóvenes de entre 3 y 17 años tengan la oportunidad de aprovechar todo el potencial de estas increíbles herramientas de innovación motora para el desarrollo de experimentos y trabajos con los que resolver problemas de la vida diaria. Se trata de un enfoque que también contribuye al fomento de una cultura emprendedora entre los estudiantes, entendida como la capacidad del alumno para analizar el presente y adaptarse al medio.

Sin duda, algunas de las principales aportaciones de los proyectos didácticos de la nueva materia tienen que ver con la cultura de acción colaborativa. De hecho, su metodología de trabajo se asienta en la creación de equipos con roles definidos, donde cada componente tiene unas funciones concretas, y estos roles van rotando para que cada uno de sus componentes conozca desde dentro las funciones del resto. Es así como se desarrollan sus capacidades de acción en grupo.

Junto a la construcción, el otro gran tema de la Robótica es la programación. Las máquinas con las que trabajan los niños –desde piezas Lego a Arduino- se mueven con pequeños ‘cerebros’ digitales cuyas órdenes deben ser diseñadas y grabadas por los propios alumnos, que lo hacen con aplicaciones específicas que despliegan en sus ordenadores portátiles.

En una era tecnológica como la que vivimos, donde casi cualquier acción está computerizada, la programación resulta fundamental. En este sentido, la Robótica dota a los estudiantes de las herramientas necesarias para que ellos, desde las etapas infantiles, comiencen a familiarizarse y después a adquirir los futuros conocimientos que les ayuden a adaptarse y a manejar con solvencia los lenguajes en los que a medio plazo deberán desarrollar su desempeño profesional.

La innovación Robótica de El Pinar; un proyecto de excelencia para TVE
leer todo

IX Jornadas Solidarias El Pinar

Cientos de familias y estudiantes corren contra la marginación social en las IX Jornadas Solidarias de El Pinar

Pequeños esfuerzos, grandes gestos y miles de buenas intenciones. La IX edición de las Jornadas Solidarias del Colegio El Pinar volvió a congregar en las instalaciones del centro de Alhaurín de la Torre a cientos de estudiantes y familias de distintas comunidades educativas de la provincia con el objetivo común de, como rezaba el propio lema de la cita, “no sólo estar juntos, si no de hacer algo juntos”. Y se hizo. Entre carreras y actividades deportivas, exhibiciones, mercadillos benéficos y tómbolas, se cumplió con creces la frase mil veces repetida por el escritor y filósofo Juan Donoso Cortés; una idea que servirá para llevar miles de euros a los proyectos de Acción contra el Hambre en Haití, a las iniciativas de Cáritas Málaga, a la investigación y tratamiento para mejorar la calidad de vida de los pacientes de la Federación Española de Enfermedades Raras (FEDER) o las condiciones de vida de las madres solteras del albergue de la ONG peruana Camino a la Solidaridad.

Un año más, docentes y estudiantes sudaron a fondo la camiseta y se entregaron en un maratón benéfico con el que luchar contra la desnutrición cabalgante que afecta al 25% de los pequeños del país más pobre de América Latina; unas actividades que, sin duda, pusieron a prueba, con notable éxito, el pulso humanitario de los miembros de las diferentes comunidades educativas que se dieron cita en las instalaciones de El Pinar. Un año más, la competición deportiva con la que arrancó la jornada no fue más que la excusa para apoyar la financiación de las misiones que ‘Acción contra el Hambre’ mantiene Haití, así como para recaudar dinero, ropa y alimentos en apoyo de Cáritas Málaga.

Tanto la ‘Carrera contra el Hambre’, como el resto de pruebas deportivas, exhibiciones de baile y actuaciones lúdicas sirvieron para implicar a todas las familias y estudiantes del municipio en los proyectos de acción humanitaria y de ayuda contra la desigualdad de las cuatro ONG’s que se beneficiaran de la recaudación de esta IX edición de las Jornadas Solidarias.

Otras de las actividades propuestas para la obtención de fondos fueron un mercadillo solidario y una tómbola. De igual manera, se habilitó también una pequeña cafetería, con venta de dulces; así como una barra con comida y bebida que estuvo funcionando todo el día y cuyos beneficios se donaron a Cáritas, Camino a la Solidaridad y FEDER. Hubo música, espectáculos de baile flamenco, regalos y otras exhibiciones deportivas.

Esta jornada se enmarca en el programa de Acción Social del colegio, que cuenta con otras iniciativas como las campañas de apoyo a la recogida de alimentos y juguetes de distintas organizaciones o las colaboraciones concretas con entidades locales como el Centro de Mayores El Romeral.

IX Jornadas Solidarias El Pinar
leer todo

CAMPUS DE VERANO EL PINAR 2016

EL PINAR 2016; UN VERANO DIFERENTE

Vuelve el #Campus de #Verano del colegio El Pinar… Sin duda, una de las mejores propuestas #lúdicas y de #ocio de la provincia para que pequeños y jóvenes de todas las edades disfruten de unas #vacaciones #estivales repletas de #DIVERSIÓN…

Este año contamos con una equilibrada oferta que incluye #actividades #deportivas, #artísticas y aquellas que buscan el fomento del #espíritu #creativo de los pequeños: #Talleres específicos de manualidades, pintura, cerámica… Y todo bajo la supervisión de #monitores y #profesorado #cualificado en un #entorno #natural único de más de 21.000 metros cuadrados.

CAMPUS DE VERANO EL PINAR 2016
leer todo

Una historia que es ‘Oro’… líquido

Alumnos de Secundaria de El Pinar investigan la historia del olivar en Málaga con un proyecto de innovación docente que rescata recetas, canciones y usos tradicionales del aceite

 El trabajo, inspirado en la metodología constructivista y coordinado por el departamento de Historia, incluye una muestra  en varios idiomas con planos originales de antiguas máquinas, encuestas sobre el uso doméstico del ‘oro líquido’ malagueño, recopilación de guisos olvidados y talleres de elaboración de jabones con grasas recicladas

La muestra ha arrancado con el taller de cata del especialista y exportador internacional Fuentes Rubio, de la firma jienense Oleoiberoliva

El aceite de oliva como producto base de la dieta mediterránea, como pilar económico del sector Primario en la región y, por supuesto, como elemento esencial de la cultura latina extendida al mundo occidental a través de la gastronomía y los hábitos de vida saludables; se ha convertido en el objeto de una singular iniciativa de investigación didáctica que, ejecutada en base a la metodología constructivista de trabajo por proyectos, ha transformado a los alumnos de Secundaria de El Pinar en auténticos ‘rastreadores’ de la historia de un cultivo milenario que ha dejado su impronta en la memoria colectiva andaluza.

En un recorrido que va desde lo local hasta lo provincial y regional, los estudiantes del centro de Alhaurín de la Torre, dirigidos por el tutor y especialista en Historia Antonio Santiago, han buceado en las raíces de un producto que ha moldeado la forma de vida de generaciones de malagueños, y que sigue vigente en muchos de los hábitos y costumbres culinarias y del folclore de las gentes de las distintas comarcas del Sur europeo.

La exposición, de la que forman parte –a modo de ‘joya de la corona’- los planos originales de ingeniería de la primeras máquinas con las que se molturaba la aceituna en las fábricas malagueñas –algunos de ellos con más de un siglo de antigüedad-, es una muestra del trabajo de los jóvenes, sustanciado en forma de planos históricos sobre el cultivo del olivar, datos estadísticos de encuestas sobre usos domésticos del aceite ejecutadas por los propios alumnos, pinturas originales, distintas artesanías y manufacturas –jabones de grasas recicladas-; ‘Cuadernos-guía’ con canciones y refranes perdidos sobre las faenas del campo andaluz, así como un singular ‘Recetario de Cocina’ en varios idiomas con platos tradicionales de la gastronomía malagueña; entre otros trabajos de interés.

El proyecto constructivista, en cuyo desarrollo competencial han participado de manera transversal los distintos departamentos didácticos del centro –Lengua y Literatura, Idiomas, Arte, Robótica, Ciencias…- ha contado con una fase de conferencias en la que han intervenido expertos en cata; nutricionistas –Paco Lorenzo-, especialistas en Patrimonio Industrial –José Antonio Ruiz y Antonio Guzmán-, y deportistas y entrenadores personales como David Jurado. La muestra también ha contado con el apoyo de dos importantes firmas malagueñas del sector: Aceites Molisur y Aceitunas Bravo.

Una historia que es ‘Oro’… líquido
leer todo

I DÍA DE LA MASCOTA EL PINAR

CELEBRAMOS el I Día de la Mascota; una actividad que, bajo la premisa de concienciar en la importancia del respeto a los animales domésticos, ha congregado en las instalaciones de la etapa de Infantil del centro a decenas de perros, gatos, pájaros y otros especímenes…

I DÍA DE LA MASCOTA EL PINAR
leer todo

Welcome to the multilingual school

Desde Japón hasta Ucrania o Estados Unidos, pasando por Finlandia, Suecia o Alemania; alumnos de todas las nacionalidades os dan la bienvenida a nuestro cole en sus respectivos idiomas nativos… Multiculturalidad en modo plurilingüe… En el colegio El Pinar, el recreo es un juego en el que se hablan los idiomas del mundo…

Welcome to the multilingual school
leer todo

El Pinar, en Canterbury

En su decimoquinta edición, el programa de inmersión lingüística del cole; una de las iniciativas estrella del departamento de Idiomas; ha llevado a nuestros alumnos de Secundaria y Bachillerato a una de las ciudades más emblemáticas del Reino Unido, Canterbury. Allí nuestros jóvenes han tenido la oportunidad de compartir momentos únicos con las familias nativas que los alojado; así como con estudiantes, docentes y especialistas en idiomas que les han brindado la posibilidad de conocer algunos de los espacios, lugares e instituciones más populares de Gran Bretaña. Nuestros estudiantes han visitado Oxford, espacios culturales de la capital, Londres; así como localizaciones únicas del Sur y el Este de Inglaterra. Este proyecto permite a los jóvenes sumergirse en la idiosincrasia anglosajona al tiempo que avanzan en su dominio de la lengua y potencian sus capacidades lingüísticas. Han sido dos semanas increíbles que quedarán grabadas a fuego en la memoria de todos los participantes.

El Pinar, en Canterbury
leer todo